Cómo organizar nuestro correo electrónico

Una de las tareas más importantes a la hora de gestionar eficientemente nuestra cuenta de correo electrónico es mantener despejada la bandeja de entrada, o lo que es lo mismo, que la etiqueta  recibidos esté vacía y solo aparezcan los mensajes que aún no hemos leído, esto es, sólo aparezcan los nuevos correos que llegan  y que aún no has visto.

Para verlo más claro piensa en el buzón de tu casa. Llegas, abres el buzón y encuentras todo tipo de cartas y publicidad. Mientras subes en el ascensor y  hojeas tu correspondencia, aquellas cartas que no te interesan irán directamente a la basura (Eliminar) y las que te interesan las  guardarás (Archivar).

Este será básicamente el proceso que  debe seguir  un correo electrónico una vez recibido.

Es muy importante mantener en orden la bandeja de recibidos, eliminando aquellos archivos que no queramos y archivando los que deseemos guardar.

En una muy próxima entrada veremos como crear etiquetas (carpetas) especificas para guardar más ordenadamente aquellas correos que nos gustan o nos interesan.