Lo primero que  deberemos hacer  es conectarnos a nuestra cuenta de correo de Gmail y una vez en ella, pulsar sobre el botón denominado “Redactar”, como podemos apreciar en la imagen inferior.

En la nueva pantalla que nos va a mostrar y que vemos debajo de estas líneas, rellenaremos los diferentes campos o casilleros como explico a continuación:

  • En el casillero “Para” pondremos la dirección de correo electrónico de aquella persona a la que vamos a dirigir nuestro correo, es decir el destinatario.
  • En el “Asunto” pondremos un título para que la otra persona tenga una idea sobre el contenido de nuestro e-mail.
  • En la zona más amplia de debajo, escribiremos todo el contenido de nuestro correo.

  • Una vez listo nuestro correo y completados los apartados expuestos anteriormente solo resta pulsar sobre el botón “Enviar” para que como es obvio, se realice la transmisión del correo electrónico hacia el destinatario.

Como siempre, prestad mucha atención a la hora de escribir la dirección del correo electrónico del destinatario y ponerlo correctamente ya que el menor error, signos o letras, hará que el correo no pueda ser entregado.

Y para saber un poco más aquí tienes la información de Ayuda del propio Gmail.